Tips para lograr una dieta más sana y barata

Buenas tardes amigos saludables! Hoy me he propuesto daros una serie de tips que os serán de gran ayuda a la hora de planificar y organizar vuestras compras alimentarias.

Es muy importante huir de la idea de que cuidar la calidad de nuestra alimentación para llevar una dieta sana puede ser muy caro, esto no es así, comer sano y con calidad no es sinónimo de gastar más del presupuesto de la semana para nuestra compra.

A partir de ahora, con estos consejos podréis lograr una dieta más sana y a un precio que se ajuste a vuestros bolsillos, ¿Empezamos?

  • Sustituye los refrescos por el agua: Solo con este pequeño cambio dejarás de sumar calorías vacías en tu dieta y reducirás el gasto económico que generan los refrescos, zumos y demás bebidas comerciales. Simplemente el consumo de agua te permitirá mejorar la calidad de la dieta y ahorrar dinero.

  • Limita el consumo de comida comprada: Reducir el consumo de comida rápida, comida para llevar o comer fuera de casas será la mejor estrategia que podamos seguir para mejorar la calidad de nuestra alimentación y el ahorro económico.  Evitar este tipo de alimentación nos ayudará a reducir el consumo de grasas, azúcares, sodio y calorías en la dieta.

Un inciso importante! Si eres de los que no tiene más remedio de comer fuera de casa por trabajo, se lo que estas pensando, te preguntarás… claro! ¿y como lo hago yo? Verás, hoy en día existen muchísimas recetas diferentes, riquísimas y fáciles de preparar que te podrían ir genial para llevártelas al trabajo, así que únete al movimiento tupper! Es genial! y mejorará muchísimo tu calidad alimentaria.

*Si no sabes que cocinarte, como organizarte podemos ayudarte, entra en dietosan.com y contacta con nosotros tenemos muchas recetas geniales que te encantarán 😊

  • Más legumbres en nuestra dieta: Las legumbres son ricas en fibra, rendidoras y baratas, pues con un sólo paquete podemos crear muchas comidas, ya que los granos se hidratan e incrementan notablemente su volumen

 

  • Alimentos de temporada: los productos de temporada son más nutritivos, de mejor calidad y poseen menor precio que aquellos que no se encuentran en su mejor época de consumo.

  • Reutiliza tus recetas: si te ha sobrado carne o pescado puedes congelarlos y volverlos a utilizar en otra ocasión y comida, también puedes aprovechar el agua en la que cocinas tus verduras, que está colmada de nutrientes y con ella puedes hacer una sopa sin gastar mucho dinero.

 

  • Consume frutas y verduras con piel: siempre que sea posible, consume las frutas y verduras con piel, así desperdicias menos y consumes todos los nutrientes, antioxidantes y fibra que puede encontrarse en la piel de estos alimentos, por ejemplo: patatas con piel, manzanas y peras sin pelar, nectarinas, ciruelas también, entre otros.

Con estos consejos tu dieta será más sana y barata, además aprovecharás mucho mejor los alimentos y  obtendrás más nutrientes a menos precio.

Espero que os haya resultado interesante y podáis aplicar todos estos tips en vuestro día a día.

¡Feliz y saludable semana!

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *